IMG_3950.jpg

 

Los italianos cocinan las verduras como nadie, sacándoles el máximo partido, y poniendo en valor su sabor y textura. Esta forma de preparar las alcahofas típica del Lazio es un ejemplo claro.

INGREDIENTES (3 personas)

  • 6 alcachofas
  • 3 dientes de ajo
  • 2 ramas de perejil
  • 4 ramas de menta fresca
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva
  • Dos litros de agua fría y el zumo de un limón

PREPARACIÓN

  1. Preparar un bol con agua fría, el zumo de un limón, y las dos mitades del limón exprimido
  2. Pelar las alcachofas cuidadosamente quitando todas las hojas externas hasta alcanzar las muy blancas y tiernas. Cortar el rabito, dejándolo de 2 cm y pelarlo un poco con un cuchillo afilado. Cortar la parte superior de la alcachofa y una vez limpias sumergirlas en el agua con limón.
  3. Una vez terminada la operación de limpieza, sacar las alcachofas del agua y salarlas una a una.
  4. Triturar el perejil y la menta con el ajo, mezclarlo bien, y untar esta mezcla por la parte superior recién cortada.
  5. Verter el aceite de oliva en una olla (del tamaño adecuado para que queden ajustadas), colocarlas boca abajo, con el rabito hacia arriba, y dejarlas que cuezan a fuego lento durante unos minutos para que los sabores se integren bien.
  6. Añadir agua hasta un poco mas arriba de la mitad de la alcachofa.
  7. Tapar la cazuela y dejarlas cocer a fuego lento durante aproximadamente 50 minutos, o hasta que pinchándola con un tenedor se aprecie que están muy tiernas.
  8. Destapar la olla y  dejar cocer hasta que haya dos dedos de jugo.
  9. Proseguir la cocción un poco mas con la olla destapada, retirar el jugo  y reservarlo.
  10. Seguir cociendo las alcachofas a fuego muy lento hasta que la base quede ligeramente dorada teniendo extremo cuidado de que no se queme
  11. Servirlas salseando el plato con el jugo de cocción que habíamos reservado.
Imprimir