IMG_9899.jpg

 

Nada puede apetecer mas en los días fríos del invierno que una sopa bien caliente. Cuando esta es contundente y entre sus ingredientes cuenta incluso con proteínas, como el bacalao en el caso de este plato, puede constituir perfectamente un plato único.

INGREDIENTES (6 personas)

  • 6 puerros medianos
  • 250 gr de bacalao desalado
  • 600 gr de patatas
  • 4 cucharadas de aceite
  • 2 dientes de ajo
  • 250 ml de caldo de carne o de cocido
  • sal y pimienta negra recién molida

PREPARACIÓN

  1. Picar bien el bacalao que se habrá desalado previamente durante la noche, habiendo cambiado el agua por lo menos una vez.
  2. Lavar y secar bien los puerros y cortarlos en rodajas de aproximadamente 1 cm.
  3. Pelar las patatas y cortarlas en trozos regulares
  4. En una cazuela,  freir los ajos  hasta que estén ligeramente dorados , retirarlos y reservarlos.
  5. Freir los puerros bien secos en el mismo aceite y cuando empiecen a tomar color añadir las patatas troceadas dejar rehogar unos minutos
  6. Añadir el bacalao desmenuzado y darle unas vueltas al conjunto
  7. Agregar suficiente caldo para cubrir el conjunto y para que haya suficiente cantidad de sopa para los comensales.
  8. Machacar en el mortero los dos dientes de ajo reservados e incorporarlos a la cazuela.
  9. Añadir sal y pimienta negra recién molida
  10. Cubrir la olla y dejar cocer el conjunto a fuego suave durante una hora.
Imprimir